Restaurante La Cantinella

por paco
Cocina mediterránea Restaurantes Valencia Cocina italiana

Miércoles, fútbol y crisis económica son tres elementos que unidos hacen que los restaurantes se queden vacíos. Ese es el panorama que me encontré ayer al entrar en el restaurante "La Cantinella", en la calle Pintor Ferrer Calatayud número 10, esquina con la calle Serrería, cerca del polideportivo del Cabañal, teléfono 963251422.

Es un restaurante italiano de verdad, desde el personal hasta el último detalle de la carta.


ensalada de pulpo

albóndigas y milhojas de solomillo

pasta fresca con setas y salchichas

Avan nacimiento

rojo picota capa altísima

licor cuatro cítricos

Tiene muy buena distribución, es un comedor bastante rectangular con las mesas adosadas a las paredes, lo que deja un pasillo central muy amplio y buena separación entre mesas. Hay música ambiente a un nivel perfecto, si quieres la escuchas, si no le prestas atención no molesta para conversar. La iluminación a mi gusto, ni penumbra ni luz deslumbrante. Cuando hago las fotos me doy cuenta de ello, ya que fotografío sin flash.

Las mesas están bien vestidas, de blanco, la vajilla, la cubertería y las copas son adecuadas.

El servicio, aunque al haber solo una mesa ocupada no puedo saber como funciona con una carga de trabajo normal, me pareció profesional, atento y amable, participando en la conversación en la justa medida.

La carta de vinos está muy bien estructurada, tiene vinos italianos, españoles y de terceros países. Con respecto a los italianos no puedo opinar, reconozco mi desconocimiento, pero de los españoles he de decir que la selección me gustó mucho, no estaban los clásicos de toda la vida, había cosas nuevas y vinos consagrados pero menos habituales en las cartas de los restaurantes. Pedimos un vino de la Ribera del Duero de nueva factura, al menos para mí, la bodega sacó su primera cosecha al mercado en el año 2000, Avan Nacimiento, cosecha 2006 con crianza en barricas de roble. Es un vino que procede de las viñas más jóvenes de la Bodega Juan Manuel Burgos. Es un vino que al ser servido me hace soltar una exclamación por la intensidad  del color. Se ve negro, es un picota oscuro con una capa altísima, no deja pasar nada de luz, reflejos azulados que indican su potencial de guarda en la botella. Viene sin filtrar, pues deja posos en las paredes de la copa, a mí no me molesta. El aroma es muy intenso, predominan las frutas rojas y algo de barrica, pero muy bien integrada. En boca se nota su carnosidad, seguramente debido a la alta concentración de materia sólida, por la ausencia de filtrado, es redondo y bastante equilibrado, con una persistencia en boca larga. Buena relación calidad precio.

La carta de comidas es típicamente italiana, con platos muy representativos de la cocina italiana, sin pizza, pero nos anuncian que siempre tienen bastantes platos fuera de carta, según la disponibilidad del mercado y la inspiración de la cocina. Muchos de los alimentos que intervienen en los platos han sido elaborados en el propio restaurante, como es el caso de unas salchichas, la pasta fresca y algún licor digestivo.

Pedimos una ensalada de pulpo, marisco, rúcula y parmesano, adobada con abundante limón que resultó muy apetecible y refrescante, También llevaba ajo.

Después tomamos unas croquetas de berenjenas y unos milhojas de solomillo, berenjena, queso de cabra y tomate casero de verdad. El tomate es algo espectacular, esta exquisito, vale la pena pedirse unos macarrones a la napolitana solo por el tomate. Por cierto el personal es napolitano.

Para finalizar un plato de pasta fresca muy original, elaborada en el restaurante, con salchicha casera y setas, estaba espléndida. Después del tomate fue lo que más me gustó.

Postre no pudimos, pero la próxima vez me reservaré, ya que todos los postres son caseros y cuando nos contaron lo que tenían casi me decido a tomar uno o dos.

Me quedé con el café, muy bien elaborado como corresponde a la tradición italiana, un espresso corto, casi "ristreto".

Al final nos ofrecieron un licor de cítricos, elaborado por ellos con cuatro variedades de fruta, naranja, mandarina, limón y lima, creo recordar. Nada que ver con el limonchelo que ofrecen por ahí.

En resumen una buena opción para probar auténtica cocina italiana, bien elaborada y alejada de los tópicos que nos encontramos habitualmente en los restaurantes que se denominan italianos.

Ficha de restaurante
Cocinero/a María Amodeo
Dirección Pintor Ferrer Calatayud, 10, 46022 Valencia
Teléfono +34963251422
Página web http://lacantinellarestaurante.com/

Dejar un comentario